quimantu  
  quimantu INICIO    
 

 

 

 

 

Teatro espontáneo y creatividad: entrevista a Moysés Aguiar

Tal vez sin proponérselo, el denominado “teatro espontáneo” cuestiona las verdades del teatro: la unidad de tiempo y espacio, dirección y actuación, la existencia de personajes y el uso de iluminación y sonido. Sin embargo, aprovecha esas técnicas. Sus cultores proponen que lo más importante es la creatividad. Porque para el teatro espontáneo nada tiene más valor que la capacidad de cada persona de desarrollar la imaginación creativa, un estado que lleva a convertirse en autor y actor, sea miembro del grupo teatral o parte del público. “Tenemos una buena función cuando la gente participa en la creación. Por tanto, el nivel artístico se evalúa por la creatividad desplegada”. La afirmación la hace un especialista en teatro espontáneo, el brasileño Moysés Aguiar, cuyo libro Teatro de la anarquía. Un rescate del psicodrama fue lanzado en Santiago en enero.

Llama la atención el título. ¿Qué implicancias políticas tiene?
“Mi búsqueda fue comprender el sustrato político en el sicodrama. Encontré que había similitudes entre el sicodrama y algunos principios del anarquismo. Yo tengo una alineación de Izquierda desde joven, pero ningún vínculo con el movimiento anarquista”.

El anarquismo tiene una imagen negativa…
“Esa imagen negativa es una construcción ideológica, para rechazarlo sin conocerlo. La vinculación del anarquismo con el desorden es la respuesta de quienes dicen que si no hay un Estado que tenga el monopolio de la violencia no hay orden, sino caos. El anarquismo propone que la gente se organice para enfrentar sus problemas y necesidades sin que una fuerza imponga una forma de vida. La autogestión de las comunidades es anarquismo. Por otra parte, el sicodrama propone usar la espontaneidad de las personas. Y que la creatividad no sea un privilegio del artista, sino algo cotidiano, que se manifiesta colectivamente”.

¿Sicodrama es teatro anarquista?
“No. En un sentido estricto el sicodrama es una vía de la siquiatría para resolver problemas. Pero en un sentido más amplio es una estrategia para llevar a la creatividad”.

TEATRO DE LA VIDA

Moysés Aguiar plantea que el desarrollo básico del sicodrama siempre es el trabajo con grupos. Con el tiempo, “se crearon estrategias de optimización de los principios y técnicas en las consultas individuales”.

¿Cómo define el teatro espontáneo?
“El teatro espontáneo es el formato básico de actuación. Cuando se usa como estrategia terapéutica, se llama sicodrama.

Es un teatro sin libreto. Una compañía y el público crean y representan en el momento, y de manera simultánea, una actividad conjunta en la que todos son autores y actores. Una actividad creativa que encabeza una persona que conoce las técnicas para llevar adelante la producción”.

¿Qué piensa del teatro convencional?
“Es una manifestación artística como la danza, la pintura, la literatura…”.

¿El teatro espontáneo contradice al teatro convencional?
“No. Los valores estéticos son diferentes. En el teatro convencional lo estético es muy complejo, depende del uso de técnicas, de luces, sonido, coreografías… todos detalles muy cuidados al momento de componer una obra. En cambio en el teatro espontáneo el valor principal es la creatividad. Tenemos una buena función cuando el público participa en la creación. El nivel artístico se evalúa por la creatividad. Ese es su valor estético”.

¿Cómo se evalúa la creatividad?
“La evaluación es subjetiva, no hay otra posibilidad. Y el proceso del trabajo creativo es más importante que el resultado final”.

¿El teatro espontáneo llega a complejidades humanas y de temáticas?
“Sí. El autor de teatro convencional crea los personajes, tiene una intuición sobre la vida, arma una historia. Pero el público no siempre entiende esa historia. En el teatro espontáneo aunque no se llegue a grandes profundidades, buscamos el punto en que el aprovechamiento es máximo por parte del grupo. Como la producción es colectiva, el aprovechamiento y la profundidad es colectiva, hasta el punto en que la gente que participa puede asimilar.

La capacidad para resolver cualquier situación en la vida sin recurrir a los patrones existentes, para que cada situación busque y cree una nueva solución, sin que sea una copia. Hay que buscar una especie de estado de espíritu creativo, un estado integral”.

¿Así se es más humano?
“La realidad es muy compleja y se puede abordar desde distintos puntos. Las propuestas artísticas son abordajes de la realidad. Las ciencias hacen lo mismo por su propio camino. Son distintas maneras de conocer la realidad. También se puede utilizar el teatro para llevar un mensaje político. El teatro anarquista lo utilizaba. Pero en el teatro espontáneo no hay mensajes previos, sino una investigación de los conflictos de una comunidad y de los caminos para solucionarlos colectivamente. Y eso es un principio anarquista. En el teatro espontáneo valoramos la construcción colectiva del conocimiento, una manera de apropiarse del saber”.

vía: Leopoldo Pulgar Ibarra, Punto Final, número 680, 6 de marzo de 2009.

 
       

 

 

 

 

 

ENTREVISTAS

todavía hay un chile que se construye a pulso